Actualidad

Perdimos a un gran científico del Siglo XXI

Por: Cynthia Abreu - marzo 14, 2018

El  físicoastrofísico y cosmólogo británico Stephen Hawking falleció a los 76 años en su residencia en Cambridge, justo el Día del número Pi que coincide con la fecha del nacimiento de Albert Einstein. Sobre su vida se han filmado varios largometrajes y para conocer de su legado están sus más de 15 libros

SANTO DOMINGO. – “Por mala que la vida parezca, hay siempre algo que puedes hacer y tener éxito”, afirmó alguna vez Stephen Hawking, quien falleció en la madrugada del miércoles 14 de marzo de 2018 en su residencia en Cambridge. En consonancia con su pensamiento, este destacado científico, diagnosticado con Esclerosis Lateral Amiotrófica (ELA) a los 21 años de edad, no dejó que su enfermedad lo paralizara.

Tras su diagnóstico los médicos le pronosticaron menos de dos años de vida. Sin embargo, desde una silla de ruedas y sin control neuromuscular, legó al mundo importantes investigaciones y teorías.

En un artículo publicado en el periódico El País, de España, el periodista Pablo Guimón indica que “Hawking pasará a la historia por su trabajo sobre los agujeros negros y por unificar las dos grandes teorías de la física del siglo XX, la de la relatividad y la de la mecánica cuántica. También por los populares títulos divulgativos de los que fue autor, entre ellos “Breve historia del tiempo”, del “Big Bang a los agujeros negros”, publicado en 1988 y convertido en el libro de ciencia más vendido de la historia”.

Hawking ha trabajado en las leyes básicas que gobiernan el universo. Junto con Roger Penrose mostró que la teoría general de la relatividad de Einstein implica que el espacio y el tiempo han de tener un principio en el Big Bang y un final dentro de agujeros negros.

Semejantes resultados señalan la necesidad de unificar la Relatividad General con la teoría cuántica, el otro gran desarrollo científico de la primera mitad del siglo XX. Una consecuencia de tal unificación que él descubrió era que los agujeros negros no eran totalmente negros, sino que podían emitir radiación y eventualmente evaporarse y desaparecer. Otra conjetura es que el universo no tiene bordes o límites en el tiempo imaginario. Esto implicaría que el modo en que el universo empezó queda completamente determinado por las leyes de la ciencia.

Al dar a conocer la noticia sobre su muerte, sus hijos Lucy, Robert y Timothy, fruto de su matrimonio con Jane Wilde, publicaron un comunicado en el que afirmaban: “Era un gran científico y un hombre extraordinario cuyo trabajo y legado sobrevivirá por muchos años. Su coraje y persistencia, con su brillo y humor, inspiraron a personas por todo el mundo. En una ocasión dijo: ‘El universo no sería gran cosa si no fuera hogar de la gente a la que amas’. Le echaremos de menos para siempre”.

Lucero Arboleda, directora de la Biblioteca Emilio Rodríguez Demorizi del INTEC, expresó que Stephen Hawking todo lo hizo con la valentía, la fuerza y la grandeza de quien supera dificultades que solo fueron físicas. Además, consideró su obra “La historia del universo”, como un pequeño testimonio de la pedagogía de la grandeza.

Indicó que al igual que Marshall MacLuhan y los grandes revolucionarios del pensamiento contemporáneo, “nos ha enseñado que la humanidad durante las eras mecánicas solo logró prolongar su cuerpo hasta proyectarlo en los confines del espacio”.

Continuó Arboleda “Hawking además nos convocó, desde siempre, a prolongar nuestro sistema nervioso central para lograr un alcance total, un desarrollo creador del conocimiento que se extienda colectiva y conjuntamente al total de la humanidad”.

Infografía Hawking

Cynthia Abreu

Periodista por convicción especialista en comunicación digital. Amante de los animales, la literatura en general y el arte.

...

Actualmente no hay comentarios sobre Perdimos a un gran científico del Siglo XXI. Quizás le gustaría añadir uno de los tuyos?

Deja un Comentario

Close